lunes, 18 de diciembre de 2017

Roscón de Reyes de zanahoria (y zanahoria y chocolate) Felices fiestas para tod@s!!!


Las Navidades ya están aquí, solo una semanita para que el "gordito de rojo" llene de felicidad a niños y no tan niños y un poquito más para que lleguen los ansiados "Reyes Magos de Oriente". Yo soy más de Papá Noel que de Reyes, simplemente porque llega antes. 

De pequeña era de las que se pasaba el día jugando a las casitas con las Barbies, Pinypon ... o vistiendo y dando de comer a los Nenucos ... tener que esperar al día de Reyes por los regalos y luego que ya empezara el cole y poco tiempo para jugar no me gustaba nada. No me hacía falta nada más que mi imaginación y horas y horas para jugar y aunque también lo pasaba pipa jugando al escondite, a la goma, al brilé... o incluso al fútbol, era feliz en un día de lluvia rodeada de muñecas o juegos de mesa. Mi mayor preocupación era que llegara la noche y se acabara el tiempo de jugar... cómo añoro la infancia y su ilusión, pero mi infancia, no la de hoy en día. Hoy los niños tienen mucho de todo y no se divierten con nada, la mayoría ni siquiera saben jugar solos y desarrollar la imaginación... y otros solo saben jugar solos dándole al botón de la play.... Yo no cambiaría mi infancia por la de ningún niño de ahora, ¿y tú?


Y hablando de Reyes Magos, ese día no puede faltar el tradicional roscón. Cocinando sabores nos propuso este dulce tan navideño para el nuevo reto de instagram y bajo el #estosieselreydelosroscones tendréis un montón de opciones para disfrutarlo. 

Normalmente todos los años hago el Roscón de Reyes de "Webos fritos", es muy sencillo y gusta a todo el mundo. El año pasado probé a hacer uno con masa de zanahoria, adaptado de uno de calabaza de "Kanela y limón". Tuvo mucho éxito, por eso este año lo repetí y le di otra vuelta añadiendo a la mitad de la masa cacao en polvo para hacerlo bicolor. De cualquier manera estará riquísimo. 


INGREDIENTES:
  • 60 gr. de leche
  • 13 gr. de levadura fresca
  • ralladura de naranja
  • 20 gr. zumo de naranja
  • 50 gr. mantequilla
  • 3 huevos L
  • 200 gr. de puré de zanahoria
  • 8 gr. aroma de azahar
  • 100 gr. de azúcar
  • 6 gr. de sal
  • 650 gr. de harina (sustituir 25 gr. de harina por cacao en polvo en la versión con chocolate)
  • Decoración al gusto

PREPARACIÓN:

Disolver la levadura en la leche tibia y poner los ingredientes en el orden mencionado en nuestra amasadora. Mezclar y amasar un buen rato hasta formar una bola de masa lisa y homogénea. (En la versión con chocolate, una vez formada la bola de masa lisa, dividirla en dos y añadirle a una parte el cacao en polvo, amasando de nuevo para integrarlo. Amasar ámbas masas juntas para formar de nuevo una bola, pero sin integrarlas mucho, de manera que se vean diferenciadas la masa con chocolate y solo la de zanahoria) 

Poner la bola de masa en un bol aceitado. Cubrir con film y dejar levar el doble de su volumen. Una vez fermentada podemos dividir la masa según la cantidad de roscones que queramos hacer. Boleamos cada parte y la dejamos reposar tapada 10 minutos. 

Para formar el roscón hacemos un hueco en el centro a cada bola y vamos estirando y girando la masa. Lo ponemos sobre una bandeja de horno, tapado para que aumente de nuevo el volumen. 

Una vez haya doblado volumen lo pincelamos con huevo batido y decoramos al gusto. Precalentamos el horno a 180º y horneamos unos 20 minutos hasta que esté doradito y bien cocido por dentro. 

Si queréis rellenarlo lo dejáis enfriar antes de hacerlo. Yo nunca lo relleno porque así gusta a todos y relleno no. 


La zanahoria le aporta mucha jugosidad y un color de lo más tentador. Está buenísimo!!!

En la versión con chocolate se aprecian perfectamente en su interior las dos masas, diferente y delicioso!!! 

Y tú, ¿con cúal te quedas?


Me despido hasta después de Reyes. Este año necesito desconectar un poco del blog el tiempo libre que me deje el trabajo y disfrutar plenamente de las navidades. Espero que paséis unas felices fiestas y el año nuevo venga cargadito de cosas buenas!!!


lunes, 11 de diciembre de 2017

Magdalenas de mandarina


A pesar de que hace un par de semanas que pusimos los adornos navideños en casa, culinariamente hablando apenas hice nada, Ni siquiera mis adorados polvorones de limón que no pasa año que no los haga. 

Entre que estoy un poco vaga y últimamente el tiempo no me llega a nada, a este paso se acaban las fiestas y yo ni polvorones, ni roscón, ni nada, jejeje... tendré que mirar el lado bueno, jejeje, menos que me como!!!

El monstruo de las magdalenas que tengo en casa no cambia sus magdalenas del desayuno por ningún postre navideño. Cualquier día le salen por las orejas, pero es que no pide otra cosa el chavalín y como soy buena le cumplo sus deseos. Hoy magdalenas de mandarina, esponjosas y ricas, ricas. Sírvete!!!


INGREDIENTES:
  • 200 gr. de mandarina triturada
  • ralladura de mandarina
  • 3 huevos
  • 150 gr. de leche
  • 150 gr. de aceite suave
  • 250 gr. de azúcar
  • 360 gr. de harina
  • 1 sobre de levadura (16 gr.)

PREPARACIÓN:

Precalentar el horno a 200º. 

Batir los huevos con el azúcar y la ralladura hasta que doblen volumen. Añadir la leche, el aceite y la mandarina triturada, batir. Incorporar la harina y levadura tamizadas con movimientos envolventes. 

Verter la masa en los moldes y hornear unos 18 minutos. Dejar enfriar sobre una rejilla. 


Hasta la semana que viene!!!

lunes, 4 de diciembre de 2017

Bastones de batata asados


Me encanta la batata, tanto en un jugoso y delicioso bizcocho o formando parte de ricos platos salados

Hoy os la traigo en forma de picoteo, unos bastones llenos de sabor acompañados de una refrescante salsa de yogur, rápidos y muy sencillos de preparar. También los puede servir como guarnición de carnes. De cualquier manera los disfrutarás!  

INGREDIENTES:
  • 500 gr. de batatas
  • 1 cucharadita de semillas de cilantro
  • 1 cucharadita de pimienta en grano
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 1 diente de ajo
  • orégano fresco
  • tomillo fresco
  • aceite 
  • sal
  • salsa de yogur (yogur griego, zumo de limón y menta)

PREPARACIÓN:

Precalentar el horno a 200º. 

Majar en un mortero el cilantro con la pimienta, el ajo, pimentón, orégano, tomillo y sal. Añadir un poco de aceite. 

Lavar bien las batatas y cortarlas en bastones. Embadurnarlas con el majado y asar unos 15-20 minutos.

Servir acompañados de salsa de yogur.


Buena semana!!!

lunes, 27 de noviembre de 2017

Tortillitas de patata y coles de bruselas


Hay quien solo oír nombrar las coles de bruselas ya escapa!!! A mi no me encantan, pero las como, eso sí, un poco escondidas. Por eso estas tortillas en versión mini son perfectas para ello. No se aprecian a la vista y al paladar resultan deliciosas. 

Me gustaron tanto que las volví a repetir en versión tortilla grande, aunque así en tortillitas quedan más llamativas y tentadoras. 

Las podéis servir con mayonesa, un alioli o incluso una salsa de yogur, aunque también las podéis comer solas y aligerar acompañando a una ensalada. 



INGREDIENTES:
  • 200 gr. de coles de bruselas
  • 2 patatas pequeñas
  • 1 cebolla
  • tomillo fresco
  • orégano fresco
  • 1/2 cucharadita de pimentón picante
  • 4 huevos
  • 1/2 vaso de agua
  • aceite 
  • sal 
  • pimienta

PREPARACIÓN:

Cortar la cebolla en plumas y las coles en tiras finas. Rallar la patata. 

En una sartén amplia ponemos un chorreón de aceite. Añadimos el pimentón con las coles, cebolla y patata rallada. Ponemos un toque de tomillo y orégano fresco picados y salpimentamos. Añadimos el agua, removemos y tapamos la sartén. Dejamos que se haga con el propio vapor que suelta unos 10 minutos a fuego lento. 

Batimos los huevos y añadimos el contenido de la sartén. Mezclamos. 

Engrasamos una plancha o sartén y con una cuchara vertemos porciones a las que les daremos forma redonda ayudándonos de la propia cuchara. Cuando estén doraditas con una espátula les daremos vuelta para que se doren por el otro lado. 

Servir calentitas y a disfrutar!!!


Hasta la semana que viene!!!

lunes, 20 de noviembre de 2017

Bundt cake de dulce de leche


El pasado 15 de noviembre se celebró el National Bundt Cake Day y hoy lo celebramos en el blog con este delicioso bundt de dulce de leche. Un jugoso y tierno bizcocho cubierto con un pequeño toque de glaseado que le da más gusto todavía. 

Como solo somos dos en casa, cuando hago bizcochos así suelo congelar parte de él en porciones para no acabar comiéndolo toda la semana. Lo saco a la noche y por la mañana está igual de rico que recién hecho.


INGREDIENTES:
  • 250 gr. de harina
  • 3 huevos
  • 150 gr. de azúcar moreno
  • 130 gr. aceite
  • 175 ml. de buttermilk
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 1/2 cucharadita de levadura
  • pizca sal
  • 250 gr. de dulce de leche
Glaseado:
  • 50 gr. de dulce de leche
  • 1-2 cucharadas de leche

PREPARACIÓN:

Precalentamos el horno a 180º. 

Batimos los huevos con el azúcar hasta que aumenten de volumen. 

Incorporamos el aceite y el buttermilk y batimos de nuevo. 

Integramos a la mezcla anterior la harina tamizada con la levadura, el bicarbonato y la pizca se sal. 

Por último incorporamos el dulce de leche con movimientos envolventes. 

Vertemos la masa en el molde y horneamos unos 45 minutos, hasta que al pinchar con un palito salga limpio. Dejamos enfriar 10 minutos en el molde sobre una rejilla. Luego desmoldamos y dejamos que termine de enfriar. 

Podemos preparar un glaseado que lo hará más delicioso todavía mezclando el dulce de leche con una o dos cucharadas de leche, según la consistencia que queramos darle. 

¿Un trocito?


Hasta la semana que viene!!!

lunes, 13 de noviembre de 2017

Chips de patata caseras (al natural y con sabor)


Una vez más me uní al reto de Cocinando sabores #estotecuidalapatata en Instagram. En esta ocasión teníamos que preparar chips de patata caseras y no dudé ni un segundo de que participaría.

Hice las chips no una, sino dos veces. La primera vez las hice al natural (segunda y última foto) y con un toque de especias mejicanas (primera foto). Las volví a repetir otro día con curry y ajo en polvo (no saqué fotos, directamente nos las comimos, jejeje). Tengo que decir que todas fueron un éxito. Las metí en una lata donde suelo guardar galletas y tuve que esconderlas para no acabar con ellas. Quería comprobar cuanto tiempo aguantaban crujientes y os aseguro que al cuarto día crujían y sabían tan ricas como el primero. No duraron más, así que a partir de ahí no puedo dar fe de su buena conservación. Aunque no creo que os lleguen ni siquiera al segundo día de lo buenas que están, jejeje.

A las chips al natural ni siquiera les eché sal. Estoy acostumbrada a comer las Bonilla sin sal, no por nada, sino porque me gustan más que las saladas y las caseras también me encantaron sin él. 

Para cortarlas no hace falta mandolina, con un simple pelador de patatas os quedarán bien finas. Podéis ponerle el aroma que queráis y hacer un surtido de chips para sorprender a los vuestros. Seguro que querrán repetir!!!


INGREDIENTES:
  • patatas 
  • aceite de oliva 
  • sal
  • opcional: especias mejicanas, curry en polvo, ajo en polvo o el sabor que quieras darle a tus chips

PREPARACIÓN:

Pelar las patatas y lavarlas. Con una mandolina o un simple pelador de verdura hacer rodajitas bien finas. Ponerlas en un bol con agua y luego secarlas bien. 

Si vamos a darle sabor sabor a nuestras patatas ponerlas en otro bol y embadurnarlas con la especia escogida al gusto de cada uno. 

En un cazo, sartén o freidora, calentar abundante aceite (bien caliente, pero no humeante o se quemarán) e ir friendo las rodajas de patata de pocas en pocas. Escurrirlas sobre papel de cocina y espolvorear con un poco de sal. 

Dejar enfriar (si aguantáis, claro), guardarlas en una bolsa o lata bien cerrada y ya tenemos listas nuestras chips para ver la peli del domingo!!!

Apetecen, verdad???


Hasta la semana que viene!!!

lunes, 6 de noviembre de 2017

Tajín de ternera y garbanzos


Tras el cambio de hora, los días son más cortos, las temperaturas cada vez más frías y apetecen mucho más platos con los que calentar el cuerpo. Aunque se de algun@ que comería caldo gallego todo el año!!!

Este tajín que os traigo hoy es toda una delicia de sabores y la carne queda tan tierna que se deshace con solo mirarla. Si no tenéis el recipiente del tajín no pasa nada, yo lo hago en una cazuela de hierro y queda genial. Sólo hay que darle tiempo y dejarlo hacer lentamente. Vamos allá!!!

INGREDIENTES:
  • 800 gr. de ternera para estofar en trozos 
  • 400 gr. de garbanzos cocidos
  • 2 cebollas
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharadita de ras al hanout
  • 1/2 cucharadita de jengibre en polvo
  • 1/2 cucharadita de cúrcuma
  • sal
  • pimienta
  • perejil
  • aceite

PREPARACIÓN:

Echar un chorro de aceite en la cazuela y dorar los trozos de carne con las cebollas cortadas en plumas y el diente de ajo bien picado. Salpimentar, añadir las especias y unas ramitas de perejil. 

Cubrir con agua y dejar cocer a fuego bajo con la cazuela tapada sobre una hora y media, hasta que la carne esté tierna. Añadir los garbanzos y cocer diez minutos más. 

Servir calentito con perejil picado y mucho pan para mojar.

Buen provecho!!!


Con esta receta participo en el #Sundaytime #RecetasconGarbanzos #SemanadelGarbanzo, organizado por Kidsandchic y que en esta ocasión tiene como anfitriona a Las recetas fáciles de María.




lunes, 30 de octubre de 2017

Cupcakes de Oreo para Halloween


Estamos a las puertas de la fiesta más terrorífica del año. Halloween está cada vez más instalado en nuestro país y desde semanas antes las redes se inundan de propuestas dulces y saladas para la ocasión. 

Yo este año la verdad no pensaba preparar nada, pero impulsivamente una tarde se me ocurrio hacer unos cupcakes con un paquete de galletas oreo que tenía abandonado en la despensa. Llevaba un porrón de tiempo sin preparar cupcakes y de oreos no los hiciera por lo que era la ocasión perfecta para darle un toque halloweenero. Dicho y hecho sin pensarlo más me puse manos a la obra. Qué malos son los impulsos a veces, jejeje. 

Para los bizcochos hice la receta de los black velvet cupcakes, si pincháis en el enlace veréis lo jugositos que quedan. Para la crema en vez de hacer la típica con queso de los cupcakes de oreo me decanté por una sedosa crema de mantequilla de merengue suizo. La combinación resulta deliciosa y no demasiado dulce. 



INGREDIENTES:

Bizcochos:
  • 1 huevo
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 150 gr. de azúcar
  • 1/2 cucharadita de vinagre de manzana
  • 100 ml. de buttermilk 
  • 100 ml. de aceite
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 100 gr. de harina
  • 25 gr. de cacao en polvo
Crema:
  • 2 claras de huevo
  • 100 gr. de azúcar
  • 150 gr. de mantequilla
  • 90 gr. de galletas oreo trituradas
Decoración:
  • galletas oreo
  • fondant para ojos y boca
  • telarañas de chocolate

PREPARACIÓN:

Para preparar los bizcochos de nuestros cupcakes precalentamos el horno a 175º. 

En un bol tamizamos la harina con el cacao en polvo, el bicarbonato, sal y azúcar. 

En otro bol batimos un poco el huevo y lo mezclamos con el buttermilk, el aceite, vinagre y vainilla. 

Integramos los sólidos con los líquidos y vertemos la masa en nuestras cápsulas de cupcakes.

Horneamos unos 18 minutos, hasta que al pinchar con un palillo salga limpio. 

Para preparar la crema suiza de galletas oreo ponemos al baño maría las claras con el azúcar y removemos hasta que se disuelva. Lo hará a unos 55º. Las montamos hasta que formen picos y enfríen (yo primero las dejo enfriar en la nevera un rato) y añadimos la mantequilla blanda poco a poco mezclando hasta obtener una crema fina y sedosa. Añadimos las galletas oreo trituradas y mezclamos hasta que estén bien integradas. 

Ponemos la crema en una manga con boquilla de estrella y decoramos nuestros cupcakes en espiral. Para darle un toque de halloween hacemos unos bichejos con las galletas, utilizando fondant para ojos y boca. También podemos hacer unas telarañas con chocolate derretido y colocarlas encima de la crema. 


Celebres o no celebres, que pases una feliz noche de Halloween!!! Nos leemos la semana que viene!!!

lunes, 23 de octubre de 2017

Zanahorias asadas con especias



Este año planté mis primeras zanahorias. Y para mi sorpresa, nacieron, jejeje. 

Os confieso que aquí el entendido en huerto y plantaciones es Juan, yo... ni papa. Ni siquiera me acuerdo de regar, jejeje. Pero mis aromáticas están todas vivitas y coleando a pesar del poco cariño que les doy. También me atreví a plantar canónigos y rúcula y me llenó de alegría verlos crecer en mi pequeño huerto!!! 

Como os comentaba al principio, las zanahorias fueron toda una sorpresa. Compré las semillas sin mucha fe, las esparcí sin xeito nin forma, las regué (cuando me acordaba, jejeje) y cuando me cansé de esperar las recogí (ya dije que no valgo para ésto, jejejeje). Como impaciente que soy quería ver si había algo debajo de la tierra que se pareciera a una zanahoria y mis pequeñas amigas allí estaban, pequeñas, pero bonitas y deliciosas. Tendría que haber esperado para que fueran más grandes, pero así tenían el tamaño ideal para hacerlas enteras y como dicen que cuanto más pequeño más rico ;), pues habrá que hacer caso!!!

Acabaron asadas en una fuente de horno desprendiendo aroma y delicioso sabor a especias. Y yo orgullosísima de mis pequeñas zanahorias. Qué pena que me guste tan poco la huerta!!! 

INGREDIENTES:
  • 500 gr. de zanahorias pequeñas
  • 2 cucharadas de aceite
  • 1/2 cucharadita de cúrcuma
  • 1/2 cucharadita de garam masala
  • 1/2 cucharadita de semillas de cilantro
  • unas ramas de cilantro fresco
  • 1 diente de ajo
  • sal 
  • 3-4 bolas de pimienta
  • salsa de yogur (yogur, menta y chorro de limón)

PREPARACIÓN:

Precalentar el horno a 180º. 

Lavar bien las zanahorias y pelarlas si lo deseáis. (Las mías como eran pequeñitas no las pelé) Ponerlas en una fuente apta para el horno. 

Con un mortero, majar el diente de ajo con sal, pimienta, el cilantro fresco, el aceite y el resto de las especias para formar una pasta. (Si queda demasiado espesa le podemos añadir una cucharada de agua). Embadurnar las zanahorias con esta mezcla y asarlas unos 20 minutos hasta que estén blanditas. 

Para mojar y darle un toque de frescor podéis preparar una sencilla salsa de yogur con menta y un chorro de limón. 

Son ideales como guarnición de carnes o para servir de picoteo como fue mi caso acompañando unas deliciosas croquetas de jamón. 


Hasta el próximo día!!!

lunes, 16 de octubre de 2017

Curry de pollo amarillo pukka


Esta receta de pollo que os traigo hoy está para dejar la cazuela limpia. El olor que desprende la cocina invita a sentarse a la mesa y servirse una buena cantidad. Cuando lo pruebas te quedas con ganas de más, de coger un último trozo de pan para rebañar en la salsa, de hincarle el diente a otra patita de pollo. Acordaros de parar, jejeje!!!

La receta la saqué de uno de los libros de Jamie Oliver que me regalaron por mi cumpleaños. Los estoy disfrutando un montón, recetas sencillas para todos los gustos, de andar por casa, rápidas, trucos para aprovechar... No se si sabéis que muchos de sus libros están de promoción, muy baratitos. Si os gusta Jamie, no los dejéis escapar!!!


INGREDIENTES:
  • 2 cebollas
  • 4 dientes de ajo
  • 1 trozo de jengibre, tamaño pulgar
  • 2 pimientos amarillos
  • 2 chiles rojos sin semillas
  • 15 gr. de cilantro fresco
  • 1 cucharadita de miel
  • 1 cucharadita de cúrmula
  • 2 cucharaditas de curry
  • 8 patas pollo
  • aceite 
  • 400 gr. de garbanzos cocidos
  • 1/2 l. de caldo de pollo
  • 1 cucharadita de tomate triturado
  • arroz para acompañar, yogur y limón

PREPARACIÓN:

Pelar las cebollas, los ajos, el jengibre y quitar las semillas a los pimientos. Poner en el vaso de la batidora una cebolla, los ajos, un pimiento, el jengibre, los chiles, los tallos del cilantro, la miel, la cúrcuma y el curry y triturar hasta formar una pasta. 

En una cazuela con un chorro de aceite dorar las patas de pollo. Retirarlas. En la misma cazuela pochar la cebolla y el pimiento unos minutos. Agregar la pasta que teníamos triturada y cocer 5 minutos. Añadir 1/2 l. de caldo de pollo hirviendo, los garbanzos escurridos, el tomate triturado y salpimentar. Tapar y dejar cocer a fuego bajo unos 45 minutos. 

Podemos servirlo aderezado con zumo de limón, cucharadas de yogur y las hojas de cilantro, acompañado de arroz cocido.

Para chuparse los dedos!!!